Libros y Solucionarios Más Descargados
Inicio » Literatura » Literatura 3 » Herodoto – Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Herodoto – Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Herodoto – Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Herodoto - Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Herodoto – Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Introduccion del Libro Herodoto – Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)

Muere Darío haciendo contra la Grecia aprestos militares, que continúa su hijo Jerges: con este objeto hace abrir un canal en el Athos y echar un puente sobre el Helesponto. Orden de marcha del ejército persa de mar y tierra; su número y aumento; naciones que lo componían y generales encargados del mando. -Disputa de Jerges con el lacedemonio Demarato acerca del valor y resistencia de los Griegos. -Pasa revista Jerges a su ejército en Dorisco y se pone en marcha. -Envían los Lacedemonios a Jerges dos heraldos en compensación de los que ellos habían muerto. -Prepáranse los Atenienses a resistir, a pesar de los infaustos oráculos de Delfos. -Los Argivos se niegan a entrar en la confederación de los Griegos, y Gelon, tirano de Sicilia, lo rehúsa igualmente si no se le da el mando. Los isleños de Corfú tratan de alucinar con promesas a los embajadores, y los de Creta rehúsan también entrar en la confederación.

-Abandonan los Griegos la defensa del paso del Olimpo, y se deciden a defender las Termópilas. Número prodigioso de hombres que componían el ejército persa de mar y tierra. -Tempestad que sufre su escuadra. -Ataque de las Termópilas y muerte de Leonidas con los Espartanos. -Decide Jerges continuar su marcha, y avanza contra la Grecia despreciando los consejos de Demarato.

Cuando llegó al rey Darío, hijo de Histaspes, la nueva de la batalla dada en Maraton, hallándole ya altamente prevenido de antemano contra los Atenienses a causa de la sorpresa con que habían entrado en Sardes, acabó entonces de irritarle contra aquellos pueblos, obstinándose más y más en invadir de nuevo la Grecia. Desde luego, despachando correos a las ciudades de sus dominios a fin de que le aprontasen tropas, exigió a cada una un número mayor del que antes le habían dado de galeras, caballos, provisiones y barcas de trasporte. En la prevención de estos preparativos se vio agitada por tres años el Asia; y como de todas partes se hiciesen levas de la mejor tropa en atención a que la guerra había de ser contra los Griegos, sucedió que al cuarto año de aquellos, los Egipcios antes conquistados por Cambises se levanta ron contra los Persas, motivo que empeñó mucho más a Darío en hacer la guerra a entrambas naciones.

II. Estando ya Darío para partir a las expediciones de Egipto y Atenas, originóse entre sus hijos una gran contienda sobre quién había de ser nombrado sucesor o príncipe jurado del Imperio, fundándose en una ley de los Persas que ordena que antes de salir el rey a campaña nombre al príncipe que ha de sucederle. Había tenido ya Darío antes de subir al trono tres hijos en la hija de Gobrias, su primera esposa, y después de coronado tuvo cuatro más en la princesa Atosa, hija de Ciro. El mayor de los tres primeros era Artobazanes, y el mayor de los cuatro últimos era Jerges: no siendo hijos de la misma madre, tenían los dos pretensiones a la corona. Fundaba las suyas Artobazanes en el derecho de primogenitura recibido entre todas las naciones, que daba el imperio al que primero había nacido: Jerges, por su parte, alegaba ser hijo de Atosa y nieto de Ciro, que habla sido el autor de la libertad e imperio de los Persas.

III. Antes que Darío declarase su voluntad, hallándose en la corte por aquel tiempo Demarato, hijo de Ariston, quien depuesto del trono de Esparta y fugitivo de Lacedemonia se había refugiado a Susa para su seguridad, luego que entendió las desavenencias acerca de la sucesión entre los príncipes hijos de Darío, como hombre político fue a verse con Jerges, y, según es fama, le dio el consejo de que a las razones de su pretensión añadiese la otra de haber nacido de Darío siendo ya éste soberano y teniendo el mando sobre los Persas, mientras que al nacer Artobazanes Darío no era rey todavía, sino un mero particular; que por tanto, a ningún otro mejor que a él tocaba de derecho y razón el heredar la soberanía. Añadíale Demarato al aviso que alegase usarse así en Esparta, donde si un padre antes de subir al trono tenía algunos hijos y después de subido al trono le nacía otro príncipe, recaía la sucesión a la corona en el que después naciese. En efecto, valióse Jerges de las razones que Demarato le suministró; y persuadido Darío de la justicia de lo que decía, declaróle por sucesor al imperio; bien es verdad, en mí concepto, que sin la insinuación de Demarato hubiera recaído la corona en las sienes de Jerges, siendo Atosa la que todo lo podía en el Estado…

Título: Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF)
Autores: Herodoto
Tipo: Libro
Idioma: Español
Peso: 337 KB
Formato: PDF

LINKS DE DESCARGA:
Comparte Nuestros Libros!
Facebook
Twitter
Google +
Youtube
Correo
Herodoto - Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF) Introduccion del Libro Herodoto - Los Nueve Libros De La Historia Tomo VII (PDF) Muere Darío haciendo contra la Grecia aprestos militares, que continúa su hijo Jerges: con este objeto hace abrir un canal en el Athos y echar un puente sobre el Helesponto. Orden de marcha del ejército persa de mar y tierra; su número y aumento; naciones que lo componían y generales encargados del mando. -Disputa de Jerges con el lacedemonio Demarato…

Review Overview

0%

User Rating: Be the first one !
0

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada.