Libros y Solucionarios Más Descargados
Inicio » Literatura » Literatura 4 » Elmore Leonard – Pronto (PDF-EPUB)

Elmore Leonard – Pronto (PDF-EPUB)

Elmore Leonard – Pronto (PDF-EPUB)

Elmore Leonard - Pronto (PDF-EPUB)

Elmore Leonard – Pronto (PDF-EPUB)

Introduccion del LibroElmore Leonard – Pronto (PDF-EPUB)

—Ese tipo está loco —dijo Harry—. ¿Qué me dices de lo que gano con mis corredores? Casi nada de eso está registrado. Hay jugadores que son amigos y me llaman a casa. ¿Qué me dices de la manera en que la gente procedente de otras partes del país, como Jersey, hace sus apuestas?, el lenguaje que usan. Un tipo llama y te dice, «Me gustan los Vikings y seis por cinco duros». Llama otro tipo, «Harry, los Saints menos siete treinta veces». El tipo pierde, ¿cuál es el beneficio, un diez por ciento limpio? Si se olvidan del beneficio nunca averiguarán la cantidad real. Guardo las cintas por si surgen dudas sobre quién le debe a quién, o por si cuando voy a cobrar el tipo dice que nunca hizo la apuesta. Ocurre pocas veces, porque si surge cualquier duda sobre lo que apuesta el jugador yo lo aclaro rápidamente. A veces llama un tipo y dice, «Harry, dame los Lions y los Niners veinte veces inversa. Bears diez centavos, Chargers diez centavos. Giants cinco veces, New England diez veces si los Rams van a diez». Esto ocurre dos veces al día los sábados y domingos cuando recibo apuestas directas, múltiples, y todas las variantes, tenemos la NBA en marcha, escucha, incluso acepto algo de hockey. ¿Me estás diciendo que los tipos del FBI conseguirán sacar algo en limpio de todo esto?

—Harry —dijo Torres—, te escuchamos hablar con Jumbo, decirle los totales de la semana, cuánto habías reunido. En esa ocasión, Jumbo te preguntó sobre aquel tipo, ese negrazo vestido de domingo con cadenas de oro; aquél que se le acercó en el bar de Calder mientras Jumbo se tomaba una copa entre carreras, y que le dijo: «Tío, a semana pasada me hiciste polvo». Dice haber soltado diez mil y pagado otros mil por el Vig. Escuchamos a Jumbo preguntarte quién era el tipo. ¿Lo recuerdas?

Harry tardó un poco en contestar.

—Le dije a Jimmy que no sabía nada, ¿no es así? ¿Lo escuchaste? Aquel tipo estaba equivocado, apostó con algún otro. Le dije a Jimmy que podía comprobar mis cintas.

—Sí —replicó Torres asintiendo—, pero según Jumbo, el negrata le dijo que había apostado contigo y con nadie más, que se encontró contigo en Wolfie’s y tú anotaste la apuesta.

—No es cierto —objetó Harry—. Le dije a Jimmy que diera con el tipo para que me dijera a la cara si fui yo quien recibió su apuesta. Yo no hago negocios de esa manera, con gente que no conozco. Un jugador tiene que venir recomendado. — Harry notó que le hervía la sangre, igual que cuando habló con Jimmy Cap por teléfono, y al recordarlo comprendió de qué se trataba—. Le dije a Jimmy: «Este tipo me quiere joder, eso es todo, y ni siquiera sé por qué». Bueno, ahora sí lo sé.

—Al tipo lo pillaron en una redada de narcóticos —dijo Torres—. Haciendo lo que le dijo McCormick consiguió que le rebajasen los cargos de intento de tráfico de drogas a simple tenencia. ¿Ves cómo trabaja? No puedes probar que el tipo no hizo la apuesta contigo, y ahora Jumbo se pregunta en cuántas apuestas le habrás estafado.

También escuchamos otra conversación en la que Jumbo comentaba con uno de los suyos que si el negro tuvo el valor de presentarse ante él, la historia tenía que ser cierta, y le indicaba después que se ocupara del tema. Eso fue ayer por la tarde.

—Que se ocupara. ¿Eso fue todo lo que dijo? —preguntó Harry.

—Sí, no dijo nada de cómo quería que se hiciera.

—¿Con quién hablaba?

—Un par de veces lo llamó Tommy.

—Tommy Bucks —dijo Harry—. Un tipo moreno. Cuando llegó de Sicilia hace doce años se llamaba Tommy Bitonti.

—El que me imaginaba, Tommy Bucks —dijo Torres y sacó su libreta—. Es de los que te mira como diciendo: «No jodas conmigo». Sí, es moreno, pero el tipo viste bien. Siempre que le veo va de traje y corbata.

—Como en los cincuenta —dijo Harry—. Salías de noche para ir a un club y te ponías traje o una americana elegante. Lo primero que aprendió Tommy cuando llegó fue a vestir bien. Siempre iba de veintiún botones, como un tío con dinero. De ahí le viene el apodo, Tommy Bucks, pero sigue siendo un palurdo. —Harry vio cómo Torres anotaba el nombre en la libreta. Tommy, Jimmy, como si hablaran de críos. Harry pensó un instante y dijo—: Si escucháis las conversaciones de Jimmy con otra gente es que también tenéis pinchado su teléfono. —Vio que Torres le miraba y sonreía por primera vez.

Título: Pronto (PDF-EPUB)
Autores: Elmore Leonard
Tipo: Libro
Idioma: Español
Peso: 1.3 MB
Formato: PDF-EPUB

LINKS DE DESCARGA:
Comparte Nuestros Libros!
Facebook
Twitter
Google +
Youtube
Correo
Elmore Leonard - Pronto (PDF-EPUB) Introduccion del LibroElmore Leonard - Pronto (PDF-EPUB) —Ese tipo está loco —dijo Harry—. ¿Qué me dices de lo que gano con mis corredores? Casi nada de eso está registrado. Hay jugadores que son amigos y me llaman a casa. ¿Qué me dices de la manera en que la gente procedente de otras partes del país, como Jersey, hace sus apuestas?, el lenguaje que usan. Un tipo llama y te dice, «Me gustan los Vikings y seis por cinco duros». Llama otro tipo, «Harry, los Saints menos…

Review Overview

0%

User Rating: Be the first one !
0

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada.